› Crónica Nashville Pussy + The Golden Grahams. 16 de febrero de 2014. Razzmatazz3. Barcelona.

Impresionante concierto el ofrecido por unos Nashville Pussy en un estado de forma brutal, y que dejaron al respetable con una sonrisa en el rostro y la satisfacción de haber disfrutado de un gran show.
Sobre las 20:20 de la tarde ocupaban el escenario los catalanes The Golden Grahams (si, como los cereales), de los cuales no sabíamos nada, pero que realizaron un show corto pero muy efectivo, siendo un trío muy joven y con un sonido stoner muy marcado, llegando a sonar muy compactos. 35 minutos muy bien aprovechados y que se hicieron cortos, si los comparamos con otras bandas que tiene uno la desgracia de ver como artista invitado en otros bolos.


Llegarían las 21:30, momento en que se apagaron las luces y subieron al escenario la banda capitaneada por el señor Blaine Cartwright a la guitarra y voz solista y, para mí, la verdadera jefa del cotarro, Ruyter Suys con su fulminante guitarra solista, muy bien arropados por el efectivo Jeremy Thompson a la batería y una cada vez mas afincada y contundente Bonnie Buitrago al bajo.
Abrieron fuego con Keep on Fuckin´, y sin respirar siguieron atacando con High as Hell, Struttin´Cock y Wrong Side of a Gun, dando la primera bocanada de aire para presentarnos el primer tema que tocarían de su último disco "Up The Dosage" (muy bueno, por cierto) Rub It to Death, y dos temas más, incluido el que da título al citado disco.


Con una actitud mucho más salvaje que la que ya disfrutamos en su anterior visita a Barcelona,(esta Ruyter es un autentico vendaval de sonidos y movimientos, aparte de lo bien que se conserva esta mujer, que sigue estando de muy buen ver),nos dejaron noqueados con un sonido muchísimo mejor del esperado, y con un repertorio que además incluiría entre otras Go to Hell, Snake Eyes, I´m the Man y Why Why Why, que daría paso a un descanso merecido pero muy corto, para poner el broche final con Go Motherfucker Go y You´re Goin´Down, dando por finalizado un show de 75 minutos de adrenalina pura, que para que más, si es con esta intensidad y sin florituras ni alargamientos, que lo único que hacen es aburrir al publico.


Muy bien por los de Atlanta y esperamos que se sigan dejando caer por aquí cada año y medio, aproximadamente, como hacen. Desde luego que es verdad lo de que "lo que realmente cuenta es la actitud encima de las tablas", y de esto no se puede dudar ni un momento que no les falta.

Tx: FerKISS / Fotos: K.

Más fotos aquí
More photos here

Organiza: Frontline.