› Crónica Krisiun. 26 de junio de 2013. Sala Estraperlo. Badalona. Barcelona.

El concierto de Krisiun el pasado Miercoles fue, como decirlo, un concierto íntimo y privado, para el que podía ser un conciertazo delante de un pedazo de grupo que lleva mucho recorrido y es de lo mejorcito del Death Metal actual.

Alrededor de unas 40 personas asistirían a esta cita en la sala Estraperlo, donde como volvemos a repetir, se celebró un conciertazo de la banda como era de esperar de grupos de esta talla, que aunque acostumbrados a tocar con mucha más gente, en shows reducidos, también muestran de que están formados.
Los brasileños se dejaban ver en la puerta de la sala para fotografiarse con los fans, y tomar unas cervezas, como también charlar con ellos.

Una vez terminado el grupo telonero, comenzó el show de Krisiun, con poca gente, pero mucha actitud dentro de la sala, tanto por parte de los músicos, como por parte del público.
El sonido de la sala Estraperlo no era el mejor, así que ya se partía desde un sonido un tanto malo, ahora faltaba ver la ejecución de los músicos y si mejoraría la sala respecto a los teloneros, y evidentemente, todo fue positivo. Krisiun comenzó con Kings of Killing, un tema muy trallero para abrir una noche, en la que se formó algún tímido mosh entre el público, pero lo que era más frecuente, el headbanging de los asistentes al compás de la música de los brasileños.

Al terminar la primera canción, comenzaron con los agradecimientos al públicos, y el esperado, "sin vosotros no sería posible Krisiun", donde la sala rugió para animar a la banda delante de un público muy reducido. Continuaron su setlist con temas como Combustion Inferno, Blood of Lions, The Hill to Potency y Ravager, donde en un inciso en el show, el guitarrista se cambió de guitarra, y el batería comenzó a tocar un solo impresionante que hizo aplaudir a toda la sala. Sinceramente, uno de los mejores que he visto nunca, una rapidez descomunal, acompañada de unos ritmos atronadores que sin duda hacían de esa improvisación un solo más que aceptable.

Al acabar, tocaron otra de sus canciones, y un cover de Motorhead, de su canción llamada No Class, donde la mayoría de la gente la sabía, y los músicos dieron por finalizado el show, dejando sus instrumentos en el suelo y agradeciendo el trato del público, pero ese no era el final, ya que se gritó una y otra vez el conocido: "otra, otra", y el grupo salió a las tablas de nuevo para encarrilar un último tema, como es Ominous, que acabó de culminar una genial noche.

Para finalizar, me gustaría hacer una reflexión personal debido a lo que pude ver la noche anterior. Un grupo de Brasil bastante conocido en el mundo del Death Metal, que posiblemente mucha gente de Barcelona pudo ir al Hellfest, y verlos allí, ya no asistió a la noche, pero lo que no es lógico, es que un grupo de esa talla, con una entrada a un precio asequible, tenga una asistencia tan mínima…

Enhorabuena a Krisiun por el pedazo de conciertazo que dieron, y sobretodo, por la actitud que mostraron delante de la gente, si señor!

Tx: Xavi Gutiérrez

Organiza: HFMN CREW