› Crónica Hipocrisy + Hatesphere. 27 de septiembre de 2013. Salamandra. L'Hospitalet. Barcelona.

Muchos años desde el último paso de Hypocrisy en nuestro país, nuevas composiciones, nuevos miembros y nuevo show.
Antes que nada, me gustaría decir que no es la primera vez que veo a esta banda, ya lo hice en una ocasión anterior, y me volvieron a impresionar como la primera vez, grandes músicos, grandes ejecuciones que están muy a la altura de la banda, y un magnífico decorado, del cual resaltaba sobretodo la gran plataforma en la que estaba sujeta la batería, con una iluminación en su interior acorde a la iluminación de la sala en ese momento.

Terminado este inciso, Peter y los suyos pisaban nuestras tierras acompañados de Hatesphere, una banda danesa que transmitieron unas grandes impresiones, ya que, en el contenido de las composiciones podías observar que iban cambiando de estilo musical en las diferentes partes de las canciones, o mismamente, de canción en canción. Podías estar escuchando un death metal melódico, y de golpe, pasaban a la ejecución de riffs muy de thrash metal, como también de groove metal.
Me sorprendieron gratamente temas como Disbeliever, un tema cargado de grandes solos y con una agresividad muy contundente en las voces, y otros temas como Murderous Intent donde el batería, tira de galones y consigue ritmos de un thrash metal potente y técnico.
Una banda que abrió la velada mientras la Sala Salamandra se iba llenando para acoger una gran entrada, con la que terminaría bastante llena con los cabezas de cartel de la noche, los suecos Hypocrisy.

Estos, salieron a escena con una previa intro acompañada del gran decorado, y con unos juegos de luces muy buenos, que hacían que las ganas de verlos sobre las tablas aumentasen. Y así fue, terminada la intro, se destapó el escenario de Hypocrisy y comenzó a sonar el tema End of Disclousure, nombre que da tema a su más reciente trabajo, que salió este año 2013, en el que se comenzó ver mas y mas, una Sala Salamandra cada vez mas llena.

Juntaron el primer tema sin ninguna pausa, con uno de los mejores temas, para mi, de su nuevo trabajo, como es Tales of thy Spineless, con el que una vez finalizado, el líder y pedazo de frontman de la banda Peter, entablaba una pequeña conversación con el público para dar paso a uno de los temazos de la banda, dejando aparte el nuevo disco, y tocando Fractured Millenium, un clasicazo perfectamente ejecutado.
Hay que decir, que en todo el concierto, solo pude ver un pequeño despiste, por decirlo de otra forma, metida de pata, por parte del nuevo guitarrista de la banda, algo que no tiene ninguna importancia, pero hace resaltar el hecho de que durante prácticamente todo el concierto, estuvieron perfectos con una ejecución brutal por parte de todos los integrantes.

Siguiendo con el tema Left to Rot, volvieron nuevamente a su nuevo trabajo, el de la gira de presentación, para tocar The Eye, un tema que comenzó a mover a la gente, apareciendo en la sala los primeros mosh al ritmo de los tremendos golpes que ejecutaba el gran Horgh, también batería de los míticos Inmortal, con el que me quedé muy sorprendido por la forma de tocar la batería, una agresividad totalmente descomunal que hacía retumbar toda la Sala Salamandra, estábamos sin duda, delante de uno de los mejores bateristas de todo el death metal.

El show siguió con The Abyss, uno de los mejores temas de la banda, en los que el público terminó de estallar, y ya comenzó la entrega total de los asistentes, que se dejaron la voz delante de unos músicos excepcionales.
Sonaron temas de anteriores trabajos como Valley of the Damned, Fire in the Sky, Necronomicon o Buried, con los que tras otro gran tema, llegaría Warpath, un tema que enfilaría el concierto a su fin, y los llevaría a un breve descanso para volver nuevamente con las pilas recargadas para dar lo último de la noche.

Rosewell 47 introducía de nuevo a la banda sobre las tablas, con una gran ovación, en la que al terminar esta, sonaría Adjusting the Sun, uno de los últimos temas de la noche, en la cual, la gente sabía que se estaba acabando lo bueno, pero aún faltaba un poco más, dos de los mejores temas de la banda, como son el gran Eraser, un tema perfecto en todos sus aspectos, y finalizar con The Final Chapter, con el que la banda se despediría de Barcelona entre aplausos hacia el comportamiento del público, y este, se lo devolvería con una gran ovación a los suecos, responsables de un concierto de una nota de excelente en Barcelona.

El setlist del concierto fue el siguiente:


Tx: @Xavi Gutiérrez

Organiza: Madness Live! Productions